El Defensor del Menor

El Defensor del Menor de Andalucía es una institución creada por el Parlamento de Andalucía y tiene como misión la defensa y promoción de los derechos y libertades de las personas menores de edad. Sus actuaciones son totalmente gratuitas y no requieren de ningún formalismo especial.

Defensor del Menor

Contáctanos

Ayuda

Resolución ante la demora en renovación de título de familia numerosa

Resolución del Defensor del Pueblo Andaluz formulada en la queja 14/3164 dirigida a Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales. Delegación Territorial de Granada

ANTECEDENTES

A esta Institución acudió una persona para exponer el problema que tenía en relación con la excesiva demora que acumulaba la tramitación del expediente incoado para renovar su título de familia numerosa. Nos decía que el pasado 20 de marzo de 2014 presentó su solicitud de renovación y que al incluir en dicho título a su hijo, de 21 años de edad, el 13 de mayo siguiente recibió una notificación requiriéndole un certificado de empresa con los ingresos percibidos por dicho hijo en 2013. El requerimiento lo satisfizo ese mismo día, aportando la documentación que acreditaría tanto el contrato de trabajo en prácticas de su hijo, como los ingresos obtenidos durante el año, y sin que hasta el momento de dirigirse a esta institución hubiera recibido ninguna otra comunicación, ni notificación relativa a su solicitud.

Tras admitir la queja a trámite e incoar el correspondiente expediente decidimos solicitar un informe sobre lo sucedido a la Delegación Territorial respondiéndonos que el motivo por el que se pidió al solicitante que aportara nueva documentación obedecía a la necesidad de comprobar ciertos datos relativos al hijo de 21 años, ya que para que éste fuese incluido en el título de familia numerosa tendría que estar cursando estudios adecuados a su edad y titulación o encaminados a la obtención de un puesto de trabajo, así como depender económicamente de sus progenitores.

Toda vez que junto con su solicitud aportaba un contrato laboral en prácticas, es por lo que se le solicitaba que aportara un certificado de empresa donde constasen los ingresos percibidos durante el año y la duración de dicho contrato en prácticas, ello para acreditar además de dicha relación laboral y formativa, la dependencia económica del hijo respecto de sus padres.

Sobre este punto el interesado manifestaba que él aportó una copia del contrato de formación y aprendizaje donde consta el número de comunicación y registro en el Servicio Público de Empleo Estatal, y donde quedaban reflejadas las horas de trabajo y de formación, así como la remuneración a percibir establecida según convenio colectivo.

Refería el interesado en su escrito que aportó también una copia de la declaración de la renta de 2013 de su hijo. Asimismo justifica la imposibilidad de presentar el aludido certificado de empresa puesto que no podía tener acceso al mismo toda vez que la empleadora cesó su actividad empresarial en octubre de 2013, cerrando el establecimiento, además de adeudar cantidades impagadas a su hijo que fueron demandadas en reclamación de cantidad ante el Juzgado de lo Social.

Y por último, el interesado nos exponía que en ningún momento le había sido notificada la conclusión del expediente administrativo incoado tras su solicitud mediante resolución en que se hubiera declarado su desestimiento.

CONSIDERACIONES

1. Pertinencia de la petición de documentación acreditativa de las circunstancias declaradas en la solicitud.

Establece el Reglamento de la Ley de Familias Numerosas que corresponde a las Comunidades Autónomas establecer el procedimiento administrativo para la solicitud y expedición del título, así como para su renovación. Por parte de la Comunidad Autónoma de Andalucía aún no se ha aprobado la normativa que vendría a desarrollar esta posibilidad, por lo que en ausencia de reglamentación procedimental específica habremos de estar a lo establecido con carácter general en la Ley de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común.

Respecto de los procedimientos iniciados a instancia de persona interesada precisa el contenido indispensable para tales solicitudes:

a) Nombre y apellidos del interesado y, en su caso, de la persona que lo represente, así como la identificación del medio preferente o del lugar que se señale a efectos de notificaciones.

b) Hechos, razones y petición en que se concrete, con toda claridad, la solicitud.

c) Lugar y fecha.

d) Firma del solicitante o acreditación de la autenticidad de su voluntad expresada por cualquier medio.

e) Órgano, centro o unidad administrativa a la que se dirige.

Pero no son éstos los elementos de la solicitud de renovación del título de familia numerosa sobre los que se requiere la presentación de documentación adicional sino respecto de medios de prueba que acrediten la realización efectiva del contrato laboral en prácticas por el hijo de 21 años, así como la dependencia económica de éste de sus progenitores. Para dicha finalidad, y al no estar regulados reglamentariamente los documentos que en concreto se habrían de aportar, y hemos de suponer que al amparo de la previsión establecida en la Ley de Procedimiento Administrativo Común, se requiere al interesado para que aporte determinados documentos necesarios para resolver su solicitud. Dispone dicho artículo que cuando en cualquier momento se considere que alguno de los actos de los interesados no reúne los requisitos necesarios, la Administración lo pondrá en conocimiento de su autor, concediéndole un plazo de 10 días para cumplimentarlo, todo ello con la advertencia de que en caso de no cumplir con dicho requerimiento se les podría tener por desistidos de su petición, previa resolución.

Aparentemente este es el problema suscitado en el presente procedimiento ya que al interesado se le requiere la aportación de determinados documentos como medio de prueba del contrato laboral en practicas del hijo, y de los emolumentos por éste obtenidos, y el solicitante presenta unos medios de prueba distintos (copia del contrato presentado en el Servicio de Empleo, copia de la declaración del IRPF del hijo presentada en la Agencia Estatal de Administración Tributaria y copia de la demanda en reclamación de cantidad presentada en el Juzgado de lo Social) todo ello ante la imposibilidad material de obtener el aludido certificado de empresa por la clausura total de sus actividades.

2. Valoración de las pruebas aportadas por el interesado .

Llegados a este punto, hemos de valorar la pertinencia de los elementos de prueba aportados por el interesado de cara a la resolución del procedimiento incoado para resolver su solicitud de renovación del título de familia numerosa. Hemos de señalar en primer lugar que no existe controversia respecto del resto de elementos de hecho que servirían de soporte a la decisión. La única discrepancia reside en la ausencia de elementos de prueba que acrediten en uno de los miembros de la familia –el hijo de 21 años- la realización de una actividad formativa relacionada con la obtención o mantenimiento del empleo, y no disponer de medios económicos propios suficientes como para vivir de forma autónoma respecto de sus progenitores.

Toda vez que la actividad formativa alegada se realizaba en una empresa, mediante un contrato en prácticas, la Administración gestora del procedimiento requiere al interesado la aportación de un certificado expedido por dicha empresa en donde consten las prácticas realizadas así como los emolumentos obtenidos de dicha actividad. El padre, solicitante de la renovación, al no poder obtener dicho certificado por el cese de actividad de la citada empresa, aporta otros documentos que a su juicio servirían para acreditar tanto la realización de tales actividades formativas como los réditos económicos obtenidos de las mismas.

A este respecto conviene señalar que en el supuesto de existir modelos normalizados de solicitud, las personas solicitantes podrán acompañar los elementos que estimen convenientes para precisar o completar los datos del modelo, los cuales deberán ser admitidos y tenidos en cuenta por el órgano al que se dirijan.

Por tanto, al ser congruente la documentación efectivamente presentada con el contenido del procedimiento, y dejando a un lado el certificado de empresa solicitado cuya aportación resultaba imposible, creemos que lo pertinente hubiera sido que se admitieran y valoraran los documentos aportados por el interesado y que tras su análisis se sopesara si los mismos tienen entidad suficiente como para acreditar los requisitos exigidos en la legislación para la inclusión del hijo, de 21 años, en el título de familia numerosa.

Así pues, ante la imposibilidad de obtener el certificado de empresa por el cese de ésta su actividad, esta Institución considera que los documentos que aporta el interesado tienen un significado valor probatorio y que por tanto deberían haber permitido proseguir el procedimiento hasta su resolución final:

En primer lugar el contrato en prácticas suscrito por empresa y trabajador fue depositado en el Servicio Publico de Empleo, y una copia de dicho documento fue la aportada por el interesado, acreditándose en dicho documento tanto las horas formativas comprometidas como el horario y salario del trabajador, remitiéndose a lo establecido en el correspondiente convenio colectivo.

En segundo lugar, respecto de la remuneración efectivamente obtenida, consta la declaración del Impuesto sobre la renta de las personas físicas presentada por el hijo ante la Agencia Estatal de Administración Tributaria, tratándose de un documento público de especial relevancia y sujeto a posibles sanciones administrativas en caso de falsedad.

Y, en último lugar, una copia de la demanda interpuesta el 26 de febrero en el decanato de los juzgados de Granada, dirigida al juzgado de lo social en reclamación de las cantidades no pagadas por la empresa contratante, constando en dicha demanda tanto la remuneración comprometida, la efectivamente cobrada y la que debió cobrar, con desglose mensual.

Apreciamos que estos documentos, todos ellos incluidos en sus correspondientes procedimientos administrativos o judiciales, tienen entidad suficiente como para considerarlos como medios de prueba de los requisitos aludidos y en tal sentido consideramos que debieron servir para la resolución del procedimiento.

3. Modos de conclusión del procedimiento administrativo incoado tras la solicitud de renovación del titulo de familia numerosa .

La terminación de los procedimientos puede producirse de distintas formas, pero persistiendo siempre la obligación de la Administración de dictar una resolución expresa en todos los procedimientos y a notificarla cualquiera que sea su forma de iniciación. En los casos de prescripción, renuncia del derecho, caducidad del procedimiento o desistimiento de la solicitud, así como la desaparición sobrevenida del objeto del procedimiento, la resolución que se dicte habrá de relatar la circunstancia concreta que motiva dicha finalización y el apoyo normativo que la sustenta.

Hemos de resaltar que para que operase el desistimiento habría de acreditarse una voluntad manifiesta del interesado en ejercer tal desistimiento y, tal como señala el Tribunal Supremo en su jurisprudencia, habría de tratarse de una declaración precisa, clara y terminante, sin que fuese lícito deducir de expresiones equívocas o de actos de dudosa significación. Y además de quedar acreditada esta voluntad del interesado debía producirse una resolución que así lo declarara, siéndole notificada con todas las garantías legales.

Y no se debe confundir este desestimiento como causa de finalización del procedimiento administrativo con la figura jurídica que habilita a la Administración a tener al interesado por desistido de su solicitud –de inicio del procedimiento- en el supuesto de que en el plazo de 10 días no hubiera subsanado los defectos de su solicitud o presentado la documentación requerida. En este supuesto es preceptiva una resolución declarativa del desestimiento de la solicitud, de los motivos que llevan a esta decisión y la legislación aplicada, debiendo esta resolución ser notificada al interesado con todas las garantías por afectar a sus derechos e intereses legítimos.

A la vista de todo ello y de conformidad con lo establecido en el artículo 29, apartado 1, de la Ley 9/1983, de 1 de Diciembre, del Defensor del Pueblo Andaluz, se formula la siguiente

RESOLUCIÓN

"Que se prosiga con la tramitación del expediente administrativo incoado tras la solicitud de renovación del título de familia numerosa emitiendo una resolución conclusiva del mismo y notificada al interesado con todas las garantías legales."

Jesús Maeztu Gregorio de Tejada Defensor del Pueblo Andaluz

Te preocupa algo o tienes alguna duda?
0 Comentarios
Escribir un comentario

Texto plano

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Sus datos personales están protegidos.

  • Defensor del Pueblo Andaluz
  • Otras defensorías